X
RizVN Login



NOTE! This site uses cookies and similar technologies.

If you not change browser settings, you agree to it. Learn more

I understand
free templates joomla

buzon-de-sugerencias-mini

boletin-intia-mini

campus-virtual-mini

campus-virtual-mini

Jornada INTIA sobre la Nutrición en viña: Fertirrigación

La fertirrigación favorece un buen manejo del agua de riego y de los fertilizantes, lo que supone un ahorro de ambos insumos, y mejora el aprovechamiento del agua y los nutrientes por parte del cultivo.

Cerca de treinta personas acudieron el pasado 23 de febrero a una jornada organizada por INTIA en Olite en la que se trató sobre la nutrición en viña y la fertirrigación.

JornadaNutricionViñaFertirrigacionP1040465Red
De izda. a dcha.: Félix Cibriain, Ana Sagüés, Ana Pilar Embid, Andoni Erburu

Tras la presentación del evento por parte de Ana Sagüés, especialista en viticultura del negociado de viticultura Gobierno de Navarra-INTIA, la primera parte de la jornada corrió a cargo de Ana Pilar Embid, técnica de Fertiberia, quien comenzó explicando que, para una correcta fertirrigación, es muy importante conocer el tipo de textura del suelo, la dureza del agua, así como el estado fenológico de la viña. En este sentido, destacó la importancia que tiene el aporte de agua en los momentos de floración y cuajado (tamaño guisante, 20-30 días). También indicó que está recomendado el abonado post-cosecha y destacó que es importante la analítica del suelo, pero que todavía lo es más la analítica foliar, porque esta aporta una idea de lo que la planta está tomando. A continuación, se encargó de detallar los principales componentes de un cabezal de fertirrigación y posteriormente, explicó las necesidades nutricionales de la viña recomendando a los asistentes una publicación del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente: Guía práctica de la fertilización racional de los cultivos en EspañaFinalmente, a modo de resumen, destacó los siguientes puntos a tener en cuenta en la fertirrigación:

• Es importante trabajar con un balance de nutrientes calculado a partir de las necesidades del cultivo por fenología, producción esperada y condiciones edafoclimáticas de la zona.

• Hay que tener presente la calidad del agua de riego. Dada la dureza del agua en nuestra zona, es recomendable trabajar con fertilizantes líquidos ácidos para evitar precipitados y posibles problemas de obturación de los goteros.

• Es fundamental evitar el déficit tanto hídrico como nutricional en los estadios críticos de floración y cuajado.

• Es recomendable realizar el abonado post-cosecha para crear reservas en órganos leñosos y asegurar así un buen estado nutricional del cultivo al inicio del ciclo tras la parada invernal.

En la segunda parte de la jornada, Félix Cibriain, jefe del negociado de viticultura del Gobierno de Navarra-INTIA, comenzó presentando la situación del cultivo de viña en Navarra. Indicó el porcentaje de superficie que en la actualidad dispone de sistemas de riego que permiten utilizar la fertirrigación como herramienta de abonado y mencionó las limitaciones de riego que establece la DOC Rioja. Señaló que el 90% de los suelos de viña en Navarra son suelos alcalinos con un elevado contenido en carbonatos.

A continuación, Andoni Erburu, técnico del negociado de viticultura del Gobierno de Navarra, describió el ensayo de fertirrigación sobre las variedades de Tempranillo y Syrah que se ha llevado a cabo en 2015, junto con Fertiberia, en la finca de El Baretón (Olite). Los resultados de este primer año de ensayo son preliminares, puesto que una de las variantes de abonado establecidas incluía un aporte post-cosecha con el objetivo de ver cómo afecta al desarrollo del cultivo en la siguiente campaña. Como resumen destacó que:

• Si bien es prematuro realizar valoraciones de los parámetros agronómicos y analíticos estudiados, se ha observado cierta correlación para varios parámetros en el mosto.

• Aportar una única enmienda de potasa elevada tras el envero resulta ineficaz en comparación a un aporte más repartido a lo largo del ciclo.

• Será fundamental observar los beneficios que el plan de abonado post-cosecha nos aporte en términos agronómicos.

La jornada finalizó con una reflexión en la que se indicó que existen, además de los azúcares, otros parámetros cualitativos ligados a la madurez sobre los que se puede influir con un adecuado manejo de la fertirrigación.

Jueves, 17 de marzo de 2016